¿Cómo se oxigena un vino y por qué es importante?



Hasta para comprar vino sin alcohol tenemos que tener en cuenta una serie de consejos para la correcta degustación del vino. Hoy nos vamos a dedicar a hablar sobre la oxigenación del vino.

El contacto del vino con el oxigeno durante su elaboración es perjudicial, "La gestión del oxígeno en los vinos es una de las eternas luchas que los enólogos mantienen para lograr que su producto final llegue al consumidor con la mayor calidad posible." Pero una vez el producto acabado ese contacto con el oxigeno, nos muestra su amplia paleta de matices, se "abre" el vino.
¿Cómo se oxigena un vino?

Oxigenar un vino es como despertarlo de su letargo. Nuestros vinos tintos encerrado en las botellas al entrar en contacto con el oxigeno se despiertan de ese embriagador sueño. Osea oxigenar es abrir la botella (descorchar, retirar los tapones de corcho de la botella) y dejar que el vino entre en contacto con el oxigeno.

¿Cuanto tiempo oxigenamos un vino?

El tiempo ideal de oxigenación es entre 1 y 2 horas. Si por motivos ajenos a nuestra voluntad no podemos dejarlo ese tiempo, el mínimo-minimísimo es 10 minutos.

¿Por qué se oxigena un vino?

En vinos de largas crianzas abrir la botella de esta emane un olor algo raro, como a humedad. Son aromas que se producen en el tiempo de crianza del vino. La falta de oxígeno durante estos procesos hace que huelan a cerrado. En este caso, el contacto del vino con el aire hace que esos olores se ventilen, con lo que desenmascararemos los auténticos aromas que se ocultan en el vino y que son los deseados por los amantes del vino.

¿Qué vinos debemos oxigenar?

En principio lo lógico es oxigenar los tintos tanto jóvenes como crianza, ampliándose la oxigenación a más tiempo de envejecimiento tenga el vino, por lo que a esta lista yo añadiría los vinos blancos con algo de crianza. 

Eso si, nunca debemos oxigenar un vino espumoso ya que se rompe la burbuja al estar en contacto con el aire.


¿Cuales son las diferencias entre decantación y oxigenación?

Verifiquemos la definición que nos da la RAE de Oxigenar "Combinar o mezclar con oxígeno" y de Decantar "Separar un líquido del poso que contiene, vertiéndolo suavemente en otro recipiente". Nada como el diccionario para explicarnos.

El caso es que para decantar necesitamos un recipiente especifico, es decir, un decantador y para oxigenar con abrir la botella de vino tenemos suficiente. Solemos decantar vinos de crianza larga o de guarda, en el caso de la oxigenación como hemos comentado anteriormente, se oxigenan tintos jóvenes y con crianza, y blancos con crianza.

¿Y si no tenemos tiempo de oxigenar?

Puede que queramos catar un vino sin haberlo previsto, la vida es impredecible, y no podemos esperar una hora a que se oxigene o que se decante. Existe unos aparatos Oxigenadores o Aireadores que reducen el tiempo de espera al mínimo, lo bueno es que nos quitan el tiempo de espera, pero no es tan bonito como lo pintan, ya que puede hacer estallar las propiedades del vino , en pocos segundos se llega al final del proceso, lo que nos quita de catar los estadíos intermedios.


“Un vino es ideal cuando uno lamenta haber acabado la botella.” Roberto Verino.

Por lo que os aconsejamos siempre oxigenar un vino antes de tomarlo, aunque sea sólo 10 minutos.


SI TE HA GUSTADO ESTE POST NO OLVIDES SUSCRIBIRTE AL BLOG PARA NO PERDERTE NINGUNO

Introduce tu e-mail:


Delivered by FeedBurner

0 comentarios:

 

Contacto con V+B

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Suscripción

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

El vino más Barato